Pagina de la Unión Nacional de Cañeros

CARTA ABIERTA

LIC. ENRIQUE PEÑA NIETO
PRESIDENTE CONSTITUCIONAL DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS

LIC. MIGUEL ANGEL OSORIO CHONG
SECRETARIO DE GOBERNACION

LIC. ILDEFONSO GUAJARDO VILLARREAL
SECRETARIO DE ECONOMIA

LIC. JOSE EDUARDO CALZADA ROVIROSA
SECRETARIO DE SAGARPA

DR. LUIS VIDEGARAY CASO
SECRETARIO DE RELACIONES EXTERIORES

SEÑOR PRESIDENTE:

SEÑORES SECRETARIOS:

La Agroindustria Mexicana de la Caña de Azúcar enfrenta hoy grandes retos. Subordinar nuestra actividad a los intereses y dictados de los refinadores y productores de azúcar de los Estados Unidos de América, de clara tendencia monopólica y en beneficio solo de los intereses de unos cuantos, resultará en una relación comercial alejada de los principios fundamentales del Libre Comercio, esencia del Tratado de Libre Comercio de América del Norte.

Afectará la economía de 190 mil productores de caña de azúcar y a los 2.4 millones de puestos de trabajo que se generan en y alrededor de la actividad, poniendo en riesgo la estabilidad social y política de las regiones productoras de Caña de Azúcar, que involucra el desarrollo sustentable de 230 municipios de los Estados de Campeche, Colima, Chiapas, Jalisco, Michoacán, Morelos, Nayarit, Oaxaca, Puebla, Quintana Roo, San Luis Potosí, Sinaloa, Tabasco, Tamaulipas y Veracruz. ingreso del productor de caña de azúcar, es en función de los precios del mercado. Alejarnos del valor agregado, es castigar el bolsillo de quienes producimos la caña de azúcar.

El sentido lógico de los acuerdos comerciales es incentivar la obtención de productos de mejor calidad, no lo inverso. Así mismo, bajo el TLCAN, se deben generar oportunidades equitativas para el desarrollo amplio de los sectores productivos.

La producción de azúcar en México alcanza los 6.3 millones de toneladas, tiene la capacidad de atender plenamente el abasto nacional y genera excedentes exportables de hasta 2 millones de toneladas. Convivimos en un mercado nacional de edulcorantes, compuesto por la producción nacional de azúcar y las importaciones de Jarabe de Maíz Rico en Fructosa (JMAF), este último, observa prácticas desleales de comercio Dumping, siendo importado a territorio nacional con altos márgenes de descuento.

En este escenario, Dumping de Fructosa, más la pretendida imposición de mayores restricciones de acceso a las exportaciones del azúcar mexicana, ya se ocasionan pérdidas por varios cientos de millones de pesos a los productores de caña de azúcar. En el extremo, de bloquearse nuestras exportaciones el daño económico al ingreso de los productores rebasaría los 4 mil 700 millones de pesos.

Les manifestamos nuestro respaldo para que se defiendan los intereses de los productores de caña de azúcar en el marco del respeto a lo establecido en el Tratado de Libre Comercio. No estamos de acuerdo en que nuevamente la principal agroindustria de nuestro país, vuelva a ser moneda de cambio en la relación comercial entre México y los Estados Unidos de América.

ATENTAMENTE

UNION NACIONAL DE CAÑEROS, A. C. – CNPR-CNOP

ING. CARLOS BLACKALLER AYALA

PRESIDENTE DEL COMITÉ EJECUTIVO NACIONAL